Focos Superficie

Focos de superficie y downlights

Se les llama focos de superficie. Son los focos de techo que habitualmente no son empotrados y van igualmente instalados en el techo. Parece evidente, pero así es. Este tipo de foco justamente puede formar parte de la decoración ya que deja a la vista gran parte de su estructura. Por un lado son mucho más fáciles de instalar que uno empotrable porque no requiere ni falso techo de pladur, y escayola, ni perforaciones ni nada similar, pero sí que hay que ser consciente que una vez instalado, va a ser visible.

De focos de techo de superficie existen de muchas formas y tamaños. Lo más importante es primeramente decidir si queremos que los focos nos aporten una luz directa y efectiva para zonas de trabajo, que en ese caso podemos usar por ejemplo un foco downlight o bien queremos que esos focos nos den una luz más indirecta para crear una ambientación concreta.

Productos: 23
Ordenar:
1 2

Focos de techo superficiales led

Podemos resultar insistentes, pero hay que decirlo una y otra vez, y es que actualmente la tecnología led está al alcance de todos y disponible en todo tipo de productos de iluminación. En este caso, hemos hecho una clara apuesta por los focos de techo superficiales y los downlights en led. En nuestra tienda online la gran mayoría de modelos de foco de superficie los vas a encontrar en led. Independientemente del ángulo de la luz, su flujo luminoso, la temperatura de la luz y el color, su tamaño, forma, ya sea circular, rectangular, cuadrado, plafón, dirigibles, de cromo, etc…en focos de superficie para techos, ¡vamos con el led!.

Instalar un foco de superficie

Obvio que si no sabes hacer algo, para instalar focos de superficie en el techo, mejor siempre contar con la asistencia de un buen profesional. Pero te lo instales tú o lo instale alguien experto, si es importante saber que el ángulo de luz que quieras determina tanto la cantidad de focos de techo como la distancia entre ellos:

  • Cuanto menor sea el ángulo de luz que vayas a tener, más focos juntos vas a tener que instalar, y si en cambio la superficie donde vas a instalar los focos es muy amplia, los vas a poder distanciar más y por tanto, usar menos focos. La separación mínima adecuada suele ser de unos 80 cms entre focos, así evitamos consumo energético desmesurado y la proyección de sombras que pueden resultar molestas.  
  • Si usas focos downlight con ángulo muy abierto en techos altos, la luz se va a desparramar hacia los lados. Por tanto, el haz de luz, no va a llegar en línea recta al suelo. En ese caso puedes usar downlights direccionables para que vayan más el línea recta si han de iluminar alguna zona concreta con eficiencia. Si la luz es de tipo ambiental, el ángulo más abierto puede funcionar.

En cuestión de iluminación de techos es importante tener claro la funcionalidad que van a tener las luces y cómo son las dimensiones de la superficie. A partir de ahí, tus opciones de elección son enormes.